domingo, 6 de julio de 2008

Amador Rivera Pavón, reencuentro en la red

En varias ocasiones me he referido a la sorprendente capacidad que tiene Internet, y más concretamente la blogosfera, para propiciar el reencuentro con viejos amigos de los que hace tiempo que uno no tiene noticias. El último caso es el de Amador Rivera Pavón, una de las personas de las que más he aprendido en el ejercicio del periodismo y con quien compartí la excitante aventura de convertir el viejo Extremadura, de un periódico local de Cáceres, en un periódico regional; además de coincidir varios años en puestos de responsabilidad en RTVE en Extremadura.
Después de un tiempo sin saber mucho el uno del otro, ahora nos encontramos de nuevo tras haberme localizado él a través de un comentario en este blog.
Y su actualidad más reciente tiene que ver con la literatura, pues veo que hace poco ha publicado una novela en la editorial Bubok, con un título inequívoco: Los huérfanos de Lenin. Para los que puedan estar interesados, a continuación reproduzco un resumen de la misma.
SINOPSIS
La novela gira en torno a un personaje, Arturo Molano, que dedicó su vida a sus ideas. Cuatro veces huérfano: La primera, de padres, fusilados al inicio de la guerra civil; la segunda de su tío, que pertenecía al bando vencedor y le recogió al morir sus padres, aunque no hizo nada por evitar esas muertes; de quien le introdujo en sus ideas y, la última y más dolorosa, por la muerte del comunismo.
Con esas cuatro orfandades escritas en una especie de testamento, se va a un programa de televisión para vengarse de la sociedad, lo que hace finalmente, suicidándose en directo. Un suicidio que los responsables de la cadena aprovechan hasta la náusea, aunque finalmente su presentador, un ser endiosado y con el éxito como única ideología, acaba por identificarse con Arturo, aún sin compartir sus ideas.

1 comentario:

Lucía dijo...

Aunque a veces no seamos muy conscientes de ello, el boca a boca (como el comentario que has hecho de la obra de Amador) es la mejor promoción para impulsar las ventas de un libro. Por eso tratamos de animar a los autores a que usen todas las fórmulas que se les ocurran para que se hable de su obra. Los amigos siempre son la mejor ayuda!
un abrazo :)